domingo, 16 de agosto de 2009

La esencia de la creación


Si tomamos la idea de creación, podemos notar que en ella se mezclan un momento de dura Verdad, una sílaba apenas conclusa y la suma en nosotros de todo lo que somos, lo que no somos, lo que deseamos o no hacer y lo que deseamos o no haber hecho. Agite un poco y sirva un abundante plato de aquello que conocemos como "creación"

Energía

Un grito eterno,
que se estanca en el espacio.
Sonetos por la mitad
y un corazón que late líricas.

Corremos en el Bosque,
entonamos cánticos olvidados,
Apolo clama por nosotros,
su corte inacabada.

Los Lobos nos acompañan,
el fuego está listo.
Nos acercamos a Su figura,
un Aquelarre de hermandad hoy.

La figura de ébano,
el atado de ilusiones,
la mirra, el incienso,
el Baphomet, todo, todo listo.

Empieza la danza,
principio de vida.
Se acercan caras nuevas,
terribles expresiones de amistad.

El suelo tiembla,
el polvo se levanta,
la Luna muestra su cuerno
y nos cuenta sus secretos.

La danza sigue,
los pies no duelen,
la sangre hierve,
Él se acerca...

Y así, extasiados,
perdidos en el tiempo,
ofrecemos una danza nueva,
por respeto a Aquel que llega.

La Luna le saluda,
el Bosque le respeta,
nosotros danzamos
y Él observa, complacido.

La noche cae,
nos entregamos al Final,
él se incorpora,
¿Cuál es su secreto?

2 comentarios:

  1. La droga es su secreto. Pues este ha sido mi favorito hasta la fecha, chaio.

    ResponderEliminar
  2. Bastante cerca, lo que pasa es que es un brujo andante, todo está bien

    ResponderEliminar

Críticos que mancillaron mi obra